Breaking News

Algunas consideraciones sobre las inyecciones COV!D19

Algunas consideraciones sobre las inyecciones COV!D19
Comparte:

Este documento constituye un contenido de tipo exploratorio. Cada individuo es responsable de hacer su propia investigación/corroboración de los datos desarrollados y de tomar sus propias decisiones respecto de los procesos de vacunación COV!D19

Consideraciones sobre las vacunas COV!D19; a partir de autopsia intensiva de muertos posvacuna realizado en Alemania

I. Introducción

Al informarse los primeros casos de COV!D19 pensé, como varios, que se trataba de otra alarma más y que sería algo pasajero con unos pocos contagiados. Ya sabemos que no fue así. Pero desde entonces he seguido de cerca mucha de la información aportada.

Me enfoqué por entonces en las voces que alarmaban sobre el carácter experimental de las vacunas y en lo que implicaba aplicar a la población mundial una vacuna con autorización de emergencia.

En particular, me llamó la atención, la carta de advertencia del exPfizer y consultor de biotecnología Michael Yeadon, quien en su alegato -y luego de analizar los componentes de la vacuna- advirtió de muchos de los efectos secundarios que hoy vemos plasmados en numerosos testimonios de personas vacunadas: pericarditis, infartos al miocardio, alteraciones de ciclos menstruales, síndrome de Guillem Barré, entre otros.

Michael Yeadon, pese a su nutrido currículo como investigador científico y al igual que muchos otros científicos y profesionales de la salud (epidemiólogos, patólogos, médicos, biólogos, etc) que han alertado acerca del carácter experimental del proceso vacunatorio, aparece en numerosos sitios como un “teórico de la conspiración”.

Lo curioso es que muchos de los síntomas advertidos por Yeadon,  se encuentran perfectamente consignados por la propia documentación de Pfizer entregada a la FDA y que en ese momento era posible bajarse desde el mismo sitio. (Se las puedo enviar en caso de que deseen revisarla).

Cuando los leí me pareció leer un prospecto de un medicamento prescrito para enfermos graves o terminales. Prescrito además para una población mundial. Incluyendo niños y niñas. En Chile, con particular insistencia.

Ha sido un largo recorrido de lecturas, la mayoría en inglés u otros idiomas, traducidos gracias a sitios como https://www.deepl.com o https://www.onlinedoctranslator.com/ y casi todos hallados en el buscador https://duckduckgo.com/ pues en el buscador Google es casi imposible encontrar este tipo de información sin que sea vinculadas a sitios de “fact check”.

En el último tiempo llegué a un relevante análisis realizado por un grupo de patólogos alemanes. Uno de ellos, llevó una cuidadosa autopsia -de 12 horas cada una- a ocho personas fallecidas al poco tiempo de recibir la vacuna (Pfizer y Moderna). Los resultados no son muy alentadores para los muchos que han sobrevivido a la vacunación, pero conocerlos en mi opinión arroja muchas luces acerca de posibilidades de revertir estos efectos.

El contenido que quisiera compartirles es:

  1. Un resumen de los resultados compartidos por los patólogos + video doblado al español del material original.
  2. Una serie de ideas de reversión como posibles respuestas a dichos resultados.

II. Resultados pruebas histológicas muertos posvacuna

En el instituto de patología de Reutlingen (Alemania), el lunes 20 de septiembre de 2021 se presentaron los resultados de las autopsias de ocho personas fallecidas tras la vacunación COV!D19. Los análisis de tejidos fueron realizados por el patólogo Prof. Dr. Arne Burkhardt y el Prof.Dr. Walter Lang.

Ideas generales expresadas por los expertos:

Presencia abundante de linfocitos

El resultado que más se repite es la detección de linfocitos, células del sistema inmunitario cuya presencia indica la existencia de una infección.

Sin embargo, la cantidad de linfocitos encontrada supera el volumen normal en la sangre. Esto se vincula a las enfermedades autoinmunes.

Esta abundancia de linfocitos fue encontrada -variando de persona en persona- en zonas como hígado, tiroides, pulmones, útero. En palabras del patólogo que presenta la ponencia, un “Ataque feroz de linfocitos en todos los sitios”. Como diagnóstico se identificaron posibles enfermedades como Hashimoto, Síndrome de Guillem Barre, VIH, Síndrome de Sjögren, todas enfermedades de tipo autoinmune.

Cabe también mencionar que la aparición de trombos, otro de los efectos que han tenido en algunas personas a las que se le aplicó alguna vacuna (especialmente AstraZeneca) puede estar relacionada por enfermedades del sistema inmunitario que dificultan la coagulación de la sangre.

III. Posible respuestas/remedios para revertir

Estas posibles respuestas las esbozo a partir de mi experiencia con una enfermedad autoinmune y de la poca o nada información entregada por los cuatro médicos que visité antes de llegar a un diagnóstico. Incluso siendo diagnosticada, el acto médico consistió únicamente en la entrega de una receta y la finalización de la consulta.

Eso me impulso a leer profusamente acerca de mi enfermedad y, en general, acerca de las enfermedades autoinmunes que comparten ciertas características comunes claves.

Por eso me atrevo a proponer de manera exploratoria las siguientes ideas:

Si las vacunas incluyen estas partículas metálicas conocidas y desconocidas, es altamente probable, que provoquen un estrés en el sistema inmune y de esta manera generen distintos tipos de respuestas autoinmunes, de acuerdo a la zona o al órgano donde se dirijan.

En ese sentido, la propuesta para revertir estos efectos podrían ser el uso combinado de:

  1. Productos naturales que actúen como inmunomoduladores (descartando los inmunoestimulantes para no generan más estrés).
  1. Productos naturales quelantes, definidos como “secuestradores de metales pesados”, es decir, que absorben partículas metálicas, eliminándolas vía orina, heces o transpiración.

IV. Sugerencia de productos naturales inmunomoduladores

Esta lista se sugerencias está construida a partir de publicaciones de carácter científico que se encuentran en el sitio de la Librería Nacional de Medicina (NIH) de EE.UU.

(Son resúmenes linkeados a la fuente original)

Hierbas inmunomoduladoras

Propiedades inmunomoduladoras y terapéuticas de la semilla de Nigella sativa L. (comino negro)

https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/16275613/

Actividades antioxidantes, inmunomoduladoras y moduladoras microbianas de la espirulina sostenible y ecológica

https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/28182098/

Una revisión de la bioactividad y los posibles beneficios para la salud del té de menta (Mentha piperita L.)

https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/16767798/

Supresión de respuestas inflamatorias y alérgicas por el hongo farmacológicamente potente Ganoderma lucidum (Hongo Reishi) (semillas en mercado libre)

https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/24948193/

Aplicaciones medicinales y beneficiosas para la salud de Tinospora cordifolia (Guduchi): una hierba milagrosa que contrarresta diversas enfermedades / trastornos y sus efectos inmunomoduladores

https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/28260522/

V. Sugerencia de productos naturales quelantes

Ajo (Allium sativum): como antídoto o agente protector contra toxicidades naturales o químicas: una revisión de actualización completa

Chlorella vulgaris: Preparación de polisacáridos de Chlorella vulgaris y su actividad antioxidante in vitro e in vivo.

Zeolita: Un producto que se vende actualmente como suplemento y que tiene particular interés como quelante es la zeolita, una piedra de origen volcánico que se vende micronizada.

VI. Algunas Sugerencias Adicionales

Como siempre es muy recomendable hacer una investigación personal y en lo posible orientarse por médicos que hayan incorporados en sus prácticas, el uso de productos naturales medicinales.

Esto, debido a que, aun los productos naturales, pueden llegar a tener interacciones con medicamentos sintéticos o bien con alguna afección específica de salud.

Sin embargo, los productos naturales medicinales correctamente administrados, siguen teniendo una muy inferior probabilidad de efectos secundarios adversos.

VII. Descargo de responsabilidad

Este documento constituye un contenido de tipo exploratorio. Cada individuo es responsable de hacer su propia investigación/corroboración de los datos desarrollados y de tomar sus propias decisiones respecto de los procesos de vacunación, si bien se sugiere que todo acto médico se realice siempre bajo protocolos de información y consentimiento de los pacientes.

SALUD Y LIBERTAD PARA TODOS

https://saberesqueayudan.cl/

Print Friendly, PDF & Email

Tags assigned to this article:
agenda 2030COV!D19covidGran Reinicio

Related Articles

12 Principios de Salud Pública secuestrados

Comparte:

Sin principios las actuales políticas de confinamiento están produciendo efectos devastadores en la salud pública, a corto y largo plazo

Print Friendly, PDF & Email

El Código de ética médica de Nuremberg

Comparte:

Comparte:

Print Friendly, PDF & Email

NeuroDerechos: resguardo sobre los datos de la mente

Comparte:

Comparte:

Print Friendly, PDF & Email
A %d blogueros les gusta esto: